22 de abril, 2021

¿Cómo cambiar

una llanta?

9 pasos

Una habilidad básica

Los neumáticos, son uno de los componentes que más fácilmente pueden dañarse, siendo las ponchaduras especialmente frecuentes, por lo que saber reemplazar una llanta dañada por la de refacción es crucial.

En esta nota te contamos los pasos básicos que debes seguir para cambiar una llanta con seguridad y te decimos qué herramientas necesitas, para que puedas salir de aprietos sin necesidad de una grúa.

9 pasos para cambiar una llanta

Prepara todo lo necesario

1. Una vez te hayas percatado de que debes cambiar una llanta, lo primero es orillarte para poder realizar el cambio de manera segura. Coloca el auto en el terreno más plano posible (sin subidas ni bajadas) y no olvides encender tus luces preventivas.

2. Lo segundo será sacar tus triángulos reflejantes y colocarlos en el camino para advertir a otros conductores que estás detenido. En la ciudad, puedes colocarlos junto al auto; en carretera, se recomienda colocarlos a 100 metros de distancia de tu vehículo.

3. Antes de cambiar la llanta asegúrate de que tu auto tiene puesto el freno de mano y coloca la palanca de velocidades en primera (si es manual) o en parking (si es automático). Adicionalmente, si e l terreno no es totalmente plano puedes usar una cuña o rocas para detener las ruedas.

Prepara tus herramientas

Hora de cambiar la llanta

5. Afloja las tuercas con ayuda de la cruceta. No las aflojes completamente, una o dos vueltas son más que suficientes por ahora.

6. Toma el gato, colócalo bajo el auto y súbelo. Recuerda que debe colocarse en una parte firme del vehículo. El eje de las llantas es una buena opción para posicionarlo. Una vez arriba, mete la llanta de refacción debajo del auto. Esta es una medida de seguridad en caso de que el gato se resbale. También podría interesarte: ¿Cómo enseñar a tus hijos mecánica automotriz?

7. Termina de sacar las tuercas y quita la llanta ponchada. Coloca la llanta de refacción en su lugar y pon la rueda ponchada bajo el carro como medida de seguridad.

8. Coloca las tuercas con la mano y apriétalas ligeramente con la cruceta. Recuerda apretarlas en un patrón de cruz o de “X” para que se acomoden de manera correcta y que la llanta quede derecha.

9. Saca la llanta ponchada de debajo del auto y baja el gato. Finalmente, termina de apretar las tuercas con la cruceta. Recuerda no apretar con demasiada fuerza o podrías barrer la cuerda de los tornillos o tuercas.

Como puedes ver, cambiar una llanta en realidad es muy sencillo y si sigues estos pasos puedes hacerlo en menos de diez minutos y seguir tu camino. Continúa leyendo nuestro blog y descubre más consejos para proteger tus llantas.